Los uniformados abusaron de la mujer dentro de una dependencia policial. Quedaron detenidos.

Los efectivos permanecen detenidos.
Los efectivos permanecen detenidos.

Tres efectivos de la Policía de Mendoza:  uno de rango suboficial, otro principal y un tercero que se acogió al retiro hace tiempo, quedaron detenidos este miércoles y a disposición de la justicia, acusados  de abuso sexual con acceso carnal agravado contra una joven, que producto de esa violación, tuvo un hijo.

El hecho que recién empieza a perfilar justicia, sucedió hace 10 años, cuando según la víctima, llegó hasta las dependencias del Cuerpo de Caballería a buscar a un efectivo con el que mantenía una relación. Sin embargo, el efectivo no estaba y en esa situación de indefensión, los tres uniformados imputados la sometieron sexualmente en contra de su voluntad, violación de la que nació un niño que en la actualidad tiene 10 años.

Tras el hecho, la mujer de 40 años fue sometida a pericias psicológicas debido a varios intentos de suicidio; aunque un aporte fundamental fue el testimonio del efectivo con el que estaba en pareja, quien señaló que efectivamente la mujer le comentó sobre el vejamen al que había sido sometida por los policías.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here