En Mendoza el estado tiene contratadas 1.400 máquinas tragamonedas.

El gobierno provincial se ha planteado como premisa, optimizar la obtención de recursos durante la presente gestión y prueba de ello es el estudio de las fuentes estratégicas de ingreso para áreas claves como salud, que obtiene fondos de las casas de juego. Por ello, Nidia Martini, actual titular del Instituto de Juegos y Casinos, lleva a cabo una meticulosa revisión de contratos que involucran al estado.

 

«Desde que asumimos, el lunes 12 de este mes, empezamos un proceso de revisión de diferentes situaciones del Casino. Hemos hecho entrevistas con todos los gerentes, con el personal de distintos ámbitos, con los tres sindicatos. Estamos revisando contratos y viendo si son convenientes o no para el Estado», dijo la titular del Instituto en diálogo con la prensa, refiriéndose al trabajo encomendado por el gobernador de optimizar estas áreas que son muy importantes para el gobierno, ya que en el caso de las casas de juego, son fuente de ingreso para educación y salud.

De acuerdo al registro oficial, el gobierno cuenta con 1.400 máquinas tragamonedas, que incluyen los anexos departamentales y antes de asumir la gestión, el gobernador fue muy claro: «No quiero propaganda de ruleta; quiero que se promociones el turismo, el deporte, la cultura. No me interesa traer ni cerrar casinos. Quiero darle otra función con lo que recaudan y que hoy va para otro lado. Lo primero que voy a hacer es cambiar la ley de retribución. Por ejemplo, los enfermos oncológicos se quejan porque no les llegan los medicamentos. Se acabaron las cajas», aseveró el gobernador en referencia a este tema.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here