Este es el primer caso, pero no el único que se realizará por idénticas situaciones.

El primer juicio oral contra un ciudadano que no se presentó como presidente de mesa en las elecciones de 2007 comenzó este martes, y el viernes se conocerá la sentencia, que podría llegar a seis meses de prisión en suspenso.

En la primera audiencia de juicio ante el juez federal Ariel Lijo, el fiscal Jorge Di Lello pidió hoy esa pena por el delito de “no concurrencia o abandono de funciones electorales”, sancionado por el artículo 132 del Código Nacional Electoral.

Fuentes judiciales dijeron que el hombre, cuya identidad no trascendió, alegó que se encontraba de vacaciones cuando recibió el telegrama de citación para presidir una mesa en el barrio porteño de San Cristóbal, en las elecciones presidenciales de octubre del 2007.

El acusado dijo haberse encontrado con la novedad el mismo día de la elección, a la que concurrió a votar pero no como autoridad electoral, por lo que incurrió en un delito cuya pena máxima es de dos años de prisión.

El veredicto se dará a conocer en los Tribunales federales de Comodoro Py, en Retiro, el viernes a las 12.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here