El censo 2010 determinará, por primera vez en la historia, el grado de alfabetización digital de los usuarios argentinos y, de ese modo, se busca analizar la brecha tecnológica en la población.

De este modo, los censistas indagarán en el uso de las computadoras y el grado de conocimiento de los usuarios. Uno de los objetivos, claro, es establecer el impacto que tendrá en los próximos años el programa Conectar Igualdad, propulsado por el Gobierno.

Las parejas homosexuales también se incorporarán al censo. Hasta el momento, si un jefe de hogar vivía con una persona del mismo sexo, el sistema con el que se procesaban los datos no lo reconocía.

Los descendentes de afroamericanos, que no cuentan con registros oficiales desde el censo de 1895, también serán incorporados en los nuevos cuestionarios al igual que los descendientes de pueblos originarios.

Finalmente, el nuevo censo incorporará a aquellas personas con discapacidades en sus miembros superiores. Hasta el último conteo, realizado en 2001, sólo se contemplaban las discapacidades en los miembros inferiores.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here