Bodega Arizu fue anfitriona del debate de benchmarking de la Sociedad Argentina de Profesionales del Vino. Fernando Trollano reguló el debate tras la presentación de un informe de investigación orientado a la logística.

Para iniciar el debate, el disertante presentó los resultados de un informe elaborado a base de encuestas que incluyó a 44 bodegas de distintos tamaños. Su presentación estuvo orientada principalmente a la necesidad de las bodegas de implementar tareas de logística y los resultados que se obtienen bajo determinadas condiciones. Las conclusiones que se presentarán a continuación, fueron expuestas por Trollano y dieron inicio al evento.

Los tiempos de entrega

El tiempo promedio de entrega de pedidos de vino embotellado desde el ingreso de una solicitud es de 6 días para un cliente nacional, sin embargo, algunas bodegas tardan 2 días.  En el otro extremo, algunas empresas demoran 10 días.

Para clientes internacionales, se tarda en promedio 27 días en entregar el pedido. Algunas bodegas lo logran en solo 2 semanas, mientras que en el extremo opuesto, algunas bodegas presentan demoras de aproximadamente 40 días.

Referido a este tema, algunas bodegas comentaron que «una de las modalidades para poder despachar la mercadería antes de obtener los resultados de los controles necesarios, es firmar una declaración jurada por el enólogo. En este caso, si en destino, la mercadería recibía una observación por el tema Natamicina, los costos para retornar la mercadería nuevamente al país, corren por parte del exportador».

El expositor destacó que «es notable la diferencia de tiempo que hay entre la venta de los productos por parte de las bodegas y la recepción de insumos por parte de los proveedores». Para reafirmar esta postura, Trollano presentó la siguiente conclusión: En el caso de los días promedio del ciclo de una orden de compra, un proveedor nacional tarda 15 días mientras que un proveedor extranjero tarda 36 días.

La influencia de las tareas de logística

Las encuestas demostraron además, que mientras mayor cantidad de tareas en el área logística se desarrollan internamente, menor es el tiempo de entrega al cliente. Esto se hace más evidente para los clientes internacionales que para los nacionales, donde el tiempo de respuesta es siempre más acotado. La falta de estas tareas repercute además, en la cantidad de daños y fallas en la entrega de mercadería.

Almacenamiento

En cuanto a la capacidad de almacenamiento, el informe reveló los siguientes resultados:

-Cerca del 50% de las bodegas, poseen una ocupación de su almacén de insumos menor al 50% de la superficie disponible.

-Cerca del 40% de las bodegas, poseen una ocupación de su almacén de producto terminado inferior al 50% de la superficie disponible.

-Sólo 8% de las bodegas poseen una ocupación de su almacén de insumos con una ocupación superior al 90%.

-Sólo 16% de las bodegas poseen una ocupación de su almacén de producto terminado con una ocupación superior al 90%.

Adrian Gaset, responsable del área de exportación de Bodega Arizu, habló sobre este tema. «La falta de capacidad de almacenamiento a veces nos perjudica a la hora de cumplir en tiempo y forma con la  demanda de los clientes. Necesitamos depósitos más grandes e incorporar máquinas que se ajusten mejor a las exigencias del mercado. Si bien nuestras máquinas son buenas y modernas, no podemos trabajarlas en su 100% de rendimiento por la falta de infraestructura».

Desde bodega Arizu afirmaron que «se comprarán nuevas fincas para solucionar cualquier tipo de inconveniente. Cuando hayamos concretados nuestros proyectos no tendremos más problemas de esta clase». Actualmente, la bodega cuenta con los servicios de una empresa que se hace cargo del almacenamiento y la distribución de los productos terminados.

Fernando Trollano afirma además que se observa una leve tendencia a incrementar la tercerización y la ejecución combinada de actividades del área de logística a mayor volumen de despachos.

La aplicación de Tecnologías de la Información

Las encuestas revelaron que a mayor disponibilidad de tecnologías de información, mayor ejecución de actividades del área logística de manera interna se realiza.

Otra conclusión se refiere a que a mayor volumen de despachos, mayor disponibilidad de tecnologías de información y su inversa. En general, las bodegas de menor volumen de despachos todavía no están en proceso de implementación de sistemas o software, mientras que existe una leve tendencia a disminuir la tercerización de tecnologías de la información a medida que la bodega es más grande.

Finalmente, el especialista indicó que «según los datos observados, la relación entre la tercerización de sistemas informáticos y la tercerización de actividades en el área logísticas, es positiva.»

El caso de Bodega Arizu

En representación de la bodega anfitriona, Adrián Gaset, encargado del área de Exportaciones, explicó algunas de las tareas de logística que realiza la empresa a la hora de exportar. «En el momento que el proceso de venta se inicia a través de la recepción de una orden de compra, esta se distribuye en distintos sectores. Del control de insumos se encarga el área de producción, que, en conjunto con el área de compra, deben encargarse de que no falte nada para completar el pedido. Mientras esto sucede, yo estoy a cargo de la coordinación de los documentos desde el pedido, hasta la puesta de la mercadería en la condición de venta. Cabe destacar que el 90% de las bodegas, porcentaje en el cual estamos incluidos, está trabajando con un sistema de venta de condición FOB. Es en ese punto donde termina mi responsabilidad».

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here