Después de mucho misterio, y de negociaciones leoninas, la estadounidense Pamela Anderson aterrizó en la  de «Bailando por un sueño» y debutó junto a su  en el de El Trece.

Parecía que nunca iba a llegar, pero la rubia ex Baywatch finalmente apareció en el programa de  , con todo e intérprete. Todavía sin polémica ni escándalos, Anderson estrenó la pista con un vestido  de lentejuelas y logró revivir los ratones adolescentes de la masculina.

Anderson, que acusa 43 años, se mostró vigente en la pista de baile con la lambada tecno. La rubia accedió a una  en el reality argentino después de  competido en la original. «Me pareció más entretenido que el programa de Estados Unidos», explicó a Tinelli.

En su primera noche, Anderson cosechó 31 puntos y los elogios de Flavio Mendoza y la crítica de Aníbal Pachano,  y Moria Casán, quien le espetó que esperaba «un baile más caliente».

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here