subtewashington-278El accidente ocurrió cuando uno de los trenes quedó bloqueado en las cercanías de la estación Takoma y fue embestido por otro que avanzaba en la misma dirección a gran velocidad.

Nueve personas murieron el lunes y otras 70 resultaron heridas por la colisión de dos trenes subterráneos en el norte de Washington.

El accidente ocurrió cuando uno de los trenes quedó bloqueado en las cercanías de la estación Takoma y fue embestido por otro que avanzaba en la misma dirección a gran velocidad.

El balance de víctimas indicaba anoche seis muertos, pero la cantidad aumentó en las últimas horas a nueve, según informó en la mañana de hoy el canal televisivo estadounidense CNN.

Los equipos de recate se vieron obligados a utilizar sierras eléctricas para liberar a varios pasajeros atrapados entre el amasijo de hierros torcidos de los dos trenes. El alcalde de la ciudad, Adrian Fenty, calificó el episodio como el «peor accidente en la historia del metro (subte)» de la capital estadounidense, según reportaron las agencias DPA y Ansa.

La conductora del segundo tren, que no pudo detener su marcha, figura entre las víctimas, informaron las autoridades. Muchos pasajeros quedaron bloqueados dentro de los vagones, porque las puertas no se abrieron a causa del impacto.

El choque ocurrió entre las estaciones en la superficie de Takoma y Fort Totten, en la frontera interestatal de Washington y Maryland, adelantó el diario «The Washington Post» en su versión digital.

De los heridos, dos lo son de extrema gravedad, aunque la mayoría logró salir por su propio pie del lugar del accidente, según medios locales. Según explicó Fenty a la cadena CNN, uno de los vagones quedó aplastado en 75 por ciento de su volumen.

El accidente se produjo alrededor de las 17 del lunes (las 18 en la Argentina), en un momento en que muchas de las personas que trabajan en Washington se trasladan a sus hogares en los alrededores de la capital norteamericana.

La línea siniestrada, la roja, es la más concurrida a esas horas puesto que conecta la ciudad con varios suburbios de los estados colindantes.

La fuerza del impacto hizo que los vagones descarrilaran y que uno de los trenes acabara parcialmente encima del segundo, que quedó prácticamente aplastado, según mostraban las imágenes del siniestro.

«Obviamente, algo fue terriblemente mal para que dos trenes estuvieran en la misma vía», dijo la portavoz de Metro, la operadora en Washington del servicio de trenes subterráneos, Lisa Farbstein, de acuerdo con el «Washington Post».

El diario citó a uno de los pasajeros en el tren que provocó la embestida, Tom Baker, quien relató que momentos antes del accidente el conductor de su convoy había explicado por el sistema de altavoces de los vagones que se había detenido porque había otro tren delante.

Luego, el subterráneo volvió a ponerse en marcha y, de pronto, «hubo una enorme sacudida», dijo. «Se oían choques y cristales rompiéndose», contó Baker, según el cual sintió cómo el tren se elevaba en el aire mientras los asientos eran arrancados en medio de gritos de los pasajeros.

«Este es el accidente más mortal en la historia de nuestro sistema de metro (subterráneo)», dijo el alcalde Fenty en rueda de prensa en el lugar del siniestro.

Es la tercera vez en 15 años que se produce una colisión de este tipo en el metro de Washington, que lleva 33 años funcionando.

En 1982, el descarrilamiento de un tren causó la muerte de tres personas, mientras que hace cinco años una colisión provocó sólo heridas menores a algunos pasajeros.

(Telam)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here