Un automóvil rompió la pared del tercer piso de una cochera del Centro de la ciudad de Córdoba y, como en las películas hollywoodenses, quedó encajado entre ese edificio y otro.

No se tiene precisiones sobre cómo ocurrió, pero al igual que un filme de ciencia ficción, el Volkwagen Gol color negro pendía entre los dos edificios ubicados en bulevar Illia al 255. Por el extraño episodio no hay lesionados.

Se desconoce si el dueño del vehículo, Juan de Dios Vera (58) y su hijo, Agusto Vera (24), realizaron alguna maniobra que hizo que el auto, cuya trompa quedó destruida, se precipitara al vacío. La Policía estudia cómo hacer para sacar el auto de donde está ubicado.

El dueño de la playa, Mario De Vito, aún no tenía noticias de los Vera, para quienes la sorpresa será mayor.

Fte.:El Interior

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here