La Cámara de Diputados dio media sanción al proyecto enviado por el Poder Ejecutivo, por el cual se ratifica el decreto que contiene el convenio entre la Provincia y el Banco de la Nación Argentina para contraer una deuda de hasta 43.258.628 pesos.

De este modo, la iniciativa permite a la Provincia hacerse cargo de la deuda que productores agropecuarios han mantenido con el Banco Nación y que por diversas causas no pudieron hacer efectivo el pago de la misma. El objetivo es implementar un conjunto de medidas tendientes a facilitar el recupero de créditos concedidos y promover nuevas líneas de financiamiento para sujetos que ingresen o integren el sector productivo local dentro de las actividades que Mendoza establezca como estratégicas y decida promocionar.

El proyecto establece, además, la creación de una Comisión Bicameral de Seguimiento y Control, que estará integrada por un representante de cada uno de los bloques legislativos. Asimismo, en el articulado del texto aprobado se menciona que “el mandato de Administración y Gestión de cobranza” deberá contar con ratificación legislativa previa a su implementación con conocimiento anterior de la lista definitiva de los créditos concedidos.

Los legisladores, al hacer uso de la palabra, fundamentaron sus posturas en relación a la iniciativa. En este sentido desde el bloque oficialista, Carlos Bianchinelli expresó que “se ha trabajado mucho para que la Cámara pueda ratificar el convenio” agregó que le generaban dudas algunos abogados o apoderados de personas que quisieran aprovecharse de la situación, porque “la Provincia, el Banco y los productores han hecho un esfuerzo con el que no se deberían beneficiar terceras personas”.

Alejandro Limas (UCR) manifestó que “votaba con un sentimiento de arraigo ya que al ver en San Rafael que un 65% de tierras se encuentran incultas, uno se da cuenta que los productores necesitan ayuda”, agregó que los futuros legisladores deberán darle soluciones definitivas a estos problemas de los productores.

La diputada Silvia Ramos (Eje Peronista) fundamentó que cree que “este proyecto es el adecuado en este momento” subrayó que “los productores necesitan asistencia para que la Argentina y nuestra provincia se ponga de pie y haga de las cuestiones productivas, una cuestión de Estado”. Luis Orbelli (PJ – Unipersonal) sostuvo que los productores se han movilizado porque “les interesa sostener la industria y que todo lo que tienda a mantener las fuentes de trabajo garantizan la optimización del agro”.

Desde el Confe, Andrés Marín expresó que no era de su agrado el proyecto y que “el destino de los productores ha estado atado a las decisiones de un organismo estatal como el Banco Nación.” Agregó que espera que ésta sea la última vez que se voten proyectos de este tipo.

El diputado Roberto Pradines (PD) señaló que “hay gran cantidad de notas en las que los productores proponían otras soluciones y no éste proyecto. Debemos rediscutir la matriz productiva de Mendoza, porque no existe una planificación para los nuevos tiempos, y porque si se le da al agro las herramientas necesarias, genera trabajo y oportunidades”.

Finalmente, el diputado Ricardo Puga (PIM) manifestó que se estaba tratando un proyecto “sin certidumbres” y que “tenemos falta de políticas agropecuarias”, siendo éste, según su óptica, el problema más serio que tiene la Provincia. Asimismo, sostuvo que esperaba que “los productores honren la deuda que hoy van a asumir”, seguido a ello expresó que se abstendría de la votación.

El proyecto aprobado por mayoría y Jorge Tanús, presidente de la Cámara, manifestó su compromiso de solicitar al Senado provincial, el tratamiento del proyecto el próximo martes 21, para dar cumplimiento efectivo a los plazos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here