Un alto responsable iraquí denunció este viernes que países árabes, sin nombrarlos, facilitan la financiación de «grupos terroristas», cuando Bagdad albergará a finales de marzo la próxima cumbre de la Liga Árabe.

«Comerciantes de ciertos países de la región, con la ayuda de sus Estados, financian de manera importante a grupos terroristas en Irak. Los dirigentes de estos países afirman no saber nada sobre esta cuestión, pero los hechos prueban lo contrario», censuró el viceministro del Interior, Adnan al Asadi, en un canal de la televisión pública.

«Instituciones de seguridad de algunos países de la región están al corriente de estos movimientos financieros y sobre el envío de terroristas, pero cierran los ojos», agregó.

Según el ministerio de Justicia iraquí, hay cerca de 300 prisioneros árabes en las cárceles de Irak, en su mayoría saudíes.

«También nos hemos encontrado que estos grupos reciben dinero a través de ciertas embajadas árabes y a veces por otras que no lo son», denunció Asadi.

La cumbre árabe prevista para el 29 de marzo significará el regreso de Irak a la escena árabe.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here