Era el último partido de la fase regular. Y, a juzgar por la decisión del entrenador Gregg Popovich en el partido anterior –darles descanso total a las figuras del equipo-, no importaba demasiado el resultado. Sin embargo, el bahiense Emanuel Ginóbili fue incluido en el cinco inicial de San Antonio Spurs y tuvo una noche negra: sufrió una lesión en el codo derecho y quedó complicado para el comienzo de los playoffs. Además, su equipo perdió (106-103 ante Phoenix) y se le escapó el primer puesto de la fase regular de la NBA.

La lesión del escolta argentino fue en el comienzo del primer cuarto. Manu sufrió una «hiperextensión del codo derecho», tras un resbalón y la posterior caída de un rival (Grant Hill) sobre su cuerpo. Anoche, los médicos de los Spurs realizaron los primeros exámenes con rayos X y no encontraron lesiones de gravedad. De todas formas, hoy harán una resonancia magnética para tener más precisiones sobre la lesión.

En su cuenta de Twitter, Ginóbili expresó: «Ya empiezan los playoffs. No hay tiempo para quejas ni lamentos. Mañana, la resonancia magnética y vemos como sigo. Gracias por los saludos».

En el poco tiempo que estuvo en cancha (2 minutos y 14 segundos), Manu aportó una asistencia y tuvo un lanzamiento para doble errado. Los Spurs tuvieron como goleador a Tim Duncan con 17 (12 rebotes), mientras que en Phoenix el polaco Marcin Gortat sumó 21 y 13 rebotes.

El resultado, más la victoria de Chicago (97-92 a New Jersey), le impidió a San Antonio quedarse con el 1 de la fase regular, aunque sí fue el mejor de la Conferencia Oeste. Ahora, su rival en la primera serie de playoffs será Memphis Grizzlies (2-2 en la temporada regular).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here