Esta mañana se escuchó el relato  por una FM de San Rafael de un damnificado  de la inseguridad. ( ¿Vos como hubieras actuado?)

El hombre relató que se encontraba en su domicilio más precisamente en el patio  junto a la churrasquera, donde ese día estaba a punto de comerse un rico pollito asado.

De repente, le aparece sobre el tapial de su propiedad un sujeto de mediana edad, que una vez ya en su patio se produce el siguiente diálogo:

Dueño de casa:  – Que haces flaco en mi propiedad –

Delincuente – Dame el pollo que me lo llevo

Dueño- No ni empedo te doy el pollo, tengo mi familia adentro que me está esperando para empezar a comer

Delincuente- Dame el pollo porque si no se te arma

Dueño: – Escuchame yo no soy un “Jeque” ni un potentado, tengo solo esto para que coma mi familia-

El delincuente saca un arma y le dice:

Delincuente: – Dame el pollo o te pego un tiro-

Dueño: -No para flaco, hagamos esto, yo le digo a mi familia que sos un primo de Neuquén, pasas conmigo te sientas en la mesa comes y te vas, el pollo entero ni loco te lo doy-

Después del acuerdo el dueño entra con el pollo asado y detrás el delincuente que disimuladamente le venía apuntado, la familia, ya sentada en la mesa se sorprende de la situación pero escucha al Jefe de familia que les anuncia que había venido su primo de Neuquén y que iba a comer con ellos, a lo cual los integrantes de la familia le hacen lugar al lado del asador

El delincuente le seguía apuntado a éste pero ahora por debajo de la mesa. El relato del hombre, que había dejado grabado en el contestador de la FM, se transforma en traumático y  comienza a describir lo que ocurre cuando empieza a trozar el pollo

Delincuente: -Yo quiero la pata muslo-

Dueño:  -Si ahora te la corto-

De repente, aparece en acción la suegra del asador y le dice

Suegra: – Mire mihjito Usted sabe bien  ha quien le tiene que dar la pata muslo-

Delincuente: -Dame a mí la pata muslo, –  insistió en un tono desagradable

Suegra: – Recuerde que esta es mi casa, o me da la pata muslo o no vive más aquí- dijo con firmeza

Ante la situación verdaderamente agobiante que se producía, el asador , según su relato, dijo que fue tanta la agustia que le producía ese momento que empezó a llorar desconsoladamente, a lo cual la familia lo miraba callada  y sorprendida porque no entendía nada.

Curiosamente, conto el relator, ante esa situación tan incómoda apareció la “ bondad” del delincuente quién abatido por la situación le dice.

Delincuente: – Bueno ya está, dale la pata mulo a esta vieja que Yo me como un choripán –

La historia parece haber terminado cuando el delincuente comió y luego se fue de la propiedad, cosa que en su relato no termino de explicar el expositor.

Lo que sí mencionó a título de resumen de su llamada fue el dejar un mensaje a todos los oyentes y dijo:

“ Yo les quería transmitir esta situación pero para que Ustedes vean que la suegra es más peligrosa que la inseguridad …”

pollo  a la parrilla2

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: Audio FM 90.1

Relato: ALSURinforma

13 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here