Aníbal Fernández, jefe de Gabinete, no desconoció los últimos hechos de inseguridad
registrados en la Capital Federal y el Gran Buenos Aires, los atribuyó, en parte, al accionar de «jueces permisivos» y aseguró que habrá que ajustar las clavijas para no dar oportunidad a que un preso tenga posibilidad de salir con tanta facilidad.

Consideró un problema, cuando los magistrados interpretan las cosas de una determinada manera y allanan el camino de quien delinque.

«Si hay jueces que son permisivos en ese marco, nosotros debiéramos ajustar las clavijas para no dar oportunidad a que un preso tenga posibilidad de salir con tanta facilidad», sostuvo el jefe de ministros.

En declaraciones formuladas horas después de la dramática toma de rehenes que se extendió por más de 10 horas en el barrio de Palermo, Fernández advirtió que este accionar de los magistrados hace que los criminales recuperen con «rapidez la libertad» y se pierde «el horizonte para la resolución de la problemática».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here