El goleador argentino tuvo su gran noche, con caravana incluida. Los padres, Maradona y muchos personajes estuvieron en el estadio para despedirlo. Palermo sintió su retiro y, con lágrimas en los ojos, afirmó: «Siempre van a quedar dentro de mi corazón». En el partido, Boca igualó 1 a 1 con Banfield con goles de Colazo y Ferreyra.

Martín Palermo, el máximo artillero boquense, tuvo esta noche una esplendorosa recepción en su último partido en La Bombonera, que nadie se quiso perder. Ni siquiera Diego Maradona, que no volvía a su palco desde su mediática pelea con Juan Román Riquelme. Aflojó Palermo cuando bajó del micro y olfateó lo que se venía. Nunca de tan de azul y mucho oro se vistió esta Bombonera para despedir con un «Eternamente Gracias» a este «gladiador», tal cual reseñaba una de la innumerables banderas que flamearon en la noche ribereña.

«Las despedidas son esos dolores dulces», proclamaba otro prolijísimo trapo colgado desde la segunda bandeja. Su familia, con su papá Carlos y la mamá María Juana, a la cabeza, y sus hijos Ayline y Rudyan, acompañaron desde un palco, muy cerquita al que estaba Maradona, el que le dio la gran oportunidad de jugar su Mundial en el fin de su carrera. Pero no solo Maradona volvió a la cancha, otro fana de Boca, el ministro de Trabajo y candidato a vicejefe de gobierno porteño, Carlos Tomada, estuvo firme para recibir al gran Martín.

La fiesta de la despedida de Palermo de La Bombonera no pudo ser completa, porque Boca apenas igualó 1 a 1 ante Banfield, postergando parte de sus posibilidades de clasificar a la Copa Sudamericana. Nicolás Colazo puso en ventaja al elenco de Falcioni pero un falla de Lucchetti propició la igualdad de Facundo Ferreyra para el Taladro.

Al final del partido fue homenajeado, con la conducción a cargo de un gran hincha de Boca, Mario Pergolini, quien presentó videos muy emotivos de seres queridos y colegas de Martín. Cerrando la fiesta Palermo recibió el último regalo que fue el «arco de la Bombonera» con su nombre en una placa.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here