Los jueces dictaron veredicto condenatorio por algunos de los hechos que se imputan al cura. No irá a la cárcel hasta tanto quede firme la sentencia y no podrá acercarse a los jóvenes denunciantes y a otros chicos en lugares privados o a solas. Seguidores de sacerdote protagonizaron disturbios en las puertas del tribunal.

El sacerdote Julio César Grassi fue condenado hoy a 15 años de prisión por el Tribunal Oral número 1 de Morón, en la causa que se le seguía por abuso sexual y corrupción de menores denunciados por tres jóvenes de la Fundación Felices Los Niños.

Los jueces Luis Andueza, Jorge Carrera y Mario Gómez diron a conocer la sentencia, después de haber encabezado 200 audiencias desde el 19 de agosto de 2008, hace más de nueve meses.

Si bien no irá a la cárcel, el cura tiene prohibido salir del país.

Tras la lectura de la sentencia, grupos de partidarios de Grassi generaron disturbios en las puertas del Tribunal de Morón, donde debió intervenir la policía para calmar la situación.

También se registraron crisis de nervios y desmayos entre la gente que esperaba la lectura del dictamen.

(Telam)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here