Ing. Fabio Tarántola

Con el fallecimiento del Ingeniero Fabio Tarántola se pierde uno de los grandes cultores del estudio y hacedor de grandes hombres a quienes ayudó a que culminen sus estudios, forjando junto a otros entusiastas lo que hoy es la delegación local de la Universidad Nacional de Cuyo.

Fue también decano de la Facultad de Ciencias Aplicadas a la Industria hasta abril del 2008. hoy miércoles a partir desde de las 12 la Universidad tendrá asueto y a las 18 se le rendira un homenaje en la Facultad y a las 19  será el sepelio en el cementerio central de San Rafael.

Fabio Tarántola trabajó como decano de la Facultad de Ciencias Aplicadas a la Industria de San Rafael entre el 2002 y el 2008. Durante el último año y medio se desempeñó como presidente de la Fundación de la Universidad Nacional de Cuyo, FUNC.

Muy querido por la comunidad universitaria el ingeniero Tarántola fue uno de los responsables de lograr el sueño de que la Facultad de Ciencias Aplicadas a la Industria comenzara con la ampliación de su edificio y adecuara sus instalaciones con la tecnología necesaria para el dictado de sus carreras.Asi lo recordaron por la radio en diversas entrevistas el actual Decano Ing Roberto Batiston y el Presidente de la UCR de San Rafael Alejandro Limas, quien lo tuvo como uno de sus colaboradores, por su militancia en esa agrupación política.

2 Comentarios

  1. Fabio fue un gran amigo.
    Fue un gran emprendedor. Amó a San Rafael y la Universidad por quienes dejo TODO para verlas cada día mejor. Su delicada salud nunca fue un impedimento para proponer y lograr proyecto a plazo. Siempre tenia una idea superadora o una opinión que requeria ser atendida. Se ha marchado a descansar para que no lo olvidemos más, un gran hombre, un muy buen amigo, un gran sanrafaelino.
    Chau Fabio. Hasta siempre.

  2. COMO SANRAFELINOS NOS SENTIMOS TRISTE POR LA PERDIDA DE UN SER TAN ESPECIAL , QUE HIZO TANTO POR LA CULTURA.
    ACOMPAÑAMOS A TODA SU FAMILIA EN ESTE MOMENTO DE TANTO DOLOR.
    DESDE TARRAGONA SILVIA FAJARDO Y HECTOR CALDERON.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here