Un vigilador del country El Carmel de Pilar complicó este jueves a Irene Hurtig al situarla en el lugar y el momento del crimen de María Marta García Belsunce, algo que ésta siempre negó.

Se trata de Eduardo Vera, quien declaró ante el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de San Isidro que Irene Hurtig fue quien llamó a la guardia para avisar que «la señora de Carrascosa tuvo un accidente» cuando la masajista Beatriz Michelini aún aguardaba en la puerta de country para ingresar.

El homicidio de la socióloga María Marta García Belsunce, ocurrió en su casa del barrio cerrado Carmel, ubicado en Pilar, Provincia de Buenos Aires, el 27 de octubre de 2002. Cabe destacar que, en una primera instancia, se creyó que la muerte había sido causada por un accidente doméstico, pero dos meses más tarde se descubrió que había sido ejecutada de seis disparos en la cabeza.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here