La Cámara de Senadores volvió a ser noticia esta tarde por no sesionar. Esta vez, quienes pegaron el «faltazo» fueron los legisladores alineados con la Casa Rosada y Carlos Menem, quien hasta ayer se había comprometido a dar quórum.

Con el fracaso de hoy, el Senado sumó su cuarta sesión consecutiva sin sesiones. Sin embargo, esto no es imputable sólo al oficialismo, ya que la oposición también «trabó» una de las sesiones para no permitir la aprobación del pliego de Marcó del Pont.

En la tarde de hoy, el titular del bloque de la UCR, Gerardo Morales, se comprometió a «sentarse siempre» a sesionar a partir de ahora. «Queremos que vengan a debatir y vamos a hacer cumplir el reglamento», dijo.

De este modo se refirió a la posibilidad de que comiencen a aplicársele descuentos a las dietas de los legisladores que no se presentaron a sesionar en la tarde de hoy (ver notas relacionadas).

El oficialismo había argumentado esta mañana que no iría a debatir si el vicepresidente. Julio Cobos, no retiraba la apelación que hizo ante la Justicia en la causa que investiga irregularidades en la conformación de la comisión bicameral de los DNU.

Adolfo Rodríguez Saá también pidió la palabra esta tarde para aclarar que la oposición no pretende «afectar la gobernabilidad», sino debatir para «ponerles límites» al Gobierno.

«Les hemos garantizado que vamos a tratar todos los temas y no vamos a entorpecer la vida de las instituciones, pero tratar todos: los que les interesa al Gobierno y los que a nosotros nos parecen importante», sintetizó.

Además, dijo que es «injustificable» la ausencia de los senadores que no pertenecen al Frente para la Victoria, aludiendo de ese modo a su ¿ex? aliado político Carlos Menem.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here