La sequía que afecta a gran parte del área agrícola nacional podría ser peor que la que debieron enfrentar los productores en la campaña 2008/2009, ya que la falta de lluvias comenzó en diciembre y abarca a una zona geográfica mayor a la anterior seca.

Así lo indicó un informe del Movimiento CREA (Consorcios Regionales de Experimentación Agrícola), en el que se expresó que en el caso de Córdoba, el 60% del maíz de la siembra temprana está “muy comprometido” por la situación climática imperante, mientras que el resto “está muy estresado”.

Dichas condiciones se verificaron en campos maiceros del centro y sur cordobés, aunque en áreas del norte provincial, la situación resulta algo menos comprometida.

En la provincia de Buenos Aires, los campos sembrados en el norte, centro, oeste y sudoeste se encuentran en muy malas condiciones por falta de humedad en los suelos.

En las producciones oleaginosas de soja, se pudo sembrar en el 30 por ciento de la superficie, con muerte de plantas en la por falta de agua, sobre todo en los ambientes más limitantes.

Según los técnicos de CREA, “la sequía puede resultar de mayor impacto que la de 2008/9, muy amargamente recordada por los productores”.

“Sucede que la actual comenzó antes: ya en diciembre empezó a notarse el déficit hídrico. En el ciclo 2008/9, en cambio, la escasez de lluvias comenzó en enero. Además, la presente está más extendida, geográficamente, que la anterior”, concluyeron

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here