Tiger WoodsTiger Woods se disculpó por su conducta en un comunicado por Internet; «Estoy lejos de ser perfecto», admitió «He traicionado a mi familia y lo lamento»La imagen inmaculada de Tiger Woods quedó dañada en medio de una crisis con su esposa Elin Nordegren; a través de disculpas públicas, el número 1 intentó mejorar su situación Foto: EFE

Acaso como nunca, una de las mayores estrellas del deporte mundial reveló su debilidad. Acorralado por los rumores y comentarios sobre relaciones extramatrimoniales, Tiger Woods admitió, a través de un comunicado en su sitio web, que cometió «transgresiones», por las que pidió disculpas en forma pública, en otro capítulo del escándalo que comenzó hace una semana, con el misterioso choque casi en la puerta de su hogar.

«He traicionado a mi familia y lamento esas transgresiones con todo mi corazón. No he sido fiel a mis valores y al comportamiento que mi familia se merece. Tengo defectos y estoy muy lejos de ser perfecto. Estoy atendiendo mi comportamiento y mis fallas en la intimidad junto con mi familia. Esos sentimientos sólo deben ser compartidos por nosotros», expresó Woods.

«Aunque soy una persona reconocida y he hecho mi carrera como deportista profesional, me siento consternado porque durante la última semana mi familia y yo hemos sido acosados para exponer nuestros detalles íntimos. Esas historias, en particular aquella de que la violencia física tuvo que ver en el accidente que tuve con mi automóvil, son falsas y maliciosas», señaló el número 1 del golf mundial sobre las reacciones que siguieron al accidente que durante un rato tuvieron en vilo al mundo.

Woods defendió su privacidad, al destacar: «Los pecados personales no deberían conducir a comunicados de prensa y los problemas internos de una familia no deberían llevar a confesiones públicas. Me esforzaré por ser una persona mejor y ser el marido y padre que mi familia se merece. Para todos los que me han apoyado a través de los años, ofrezco mis disculpas más profundas».

El choque contra una boca de incendios a pocos metros de su mansión en Orlando derivó en una versión inicial sobre la gravedad de su estado, rápidamente desmentida; Woods fue atendido en un hospital por heridas en el rostro, primero atribuidas al choque, y luego a un ataque de celos de su esposa, la modelo sueca Elin Nordegren, con la que está casado desde hace cinco años y es madre de sus dos hijos, Sam y Charlie. La prensa reveló una relación extraconyugal con Rachel Uchitel, empleada de un club nocturno de Nueva York, y ahora el semanario US Weekly publicó una entrevista con una camarera de Las Vegas, Jaimee Grubbs, que afirmó haber mantenido una relación con Woods desde 2007 y respaldó sus dichos con un centenar de mensajes de texto enviados por el golfista a su teléfono celular. A pesar de sus disculpas, la vida de Woods parece haberse abierto como una imprevisible caja de Pandora…

AFP, DPA, AP y ANSA

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here