Estudiantes secundarios de escuelas urbano – marginales, privadas, técnicas y albergues, plantearon sus inquietudes a los integrantes de la Bicameral de Educación en la sexta jornada organizada por los legisladores para recopilar aportes con el fin de modificar la ley provincial de educación.

Así, los adolescentes plantearon sus opiniones en temas como transporte, sistemas de pasantías, modificaciones curriculares, régimen de evaluación, capacitación docente e insumos para las escuelas, entre algunos de los aspectos abordados.

En general, los estudiantes manifestaron la necesidad de que se gestione ayuda para transporte o se implemente un sistema exclusivo destinado al traslado de los alumnos, por ser éste uno de los problemas más frecuentes que colabora en la deserción escolar.

Además, pidieron que se garantizaran los insumos necesarios para las especialidades que imparten algunos colegios, así como para bibliotecas, laboratorios y comedores.

También se hizo hincapié en la implementación de pasantías para poder brindarles “capacitación y preparación para el trabajo” y títulos habilitantes para quienes no pueden continuar con sus estudios universitarios; fomentar las clases de apoyo gratuitas, para quienes tienen dificultades de aprendizaje; régimen de estudio dirigido, donde se enseñe cómo estudiar; capacitación docente, para que puedan hacer frente a las nuevas realidades sociales y tecnológicas que tiene hoy el sistema educativo, y que haya mejor articulación entre todos los niveles de la educación.

Desde ese aspecto, los estudiantes expresaron que “la universidad necesita mayores bases. Uno se da cuenta de esto cuando hace el pre – universitario, porque ahí vemos que nos falta mucho de acuerdo a lo que se nos exige y así, muchos se quedan fuera del sistema”.

En ese sentido, señalaron que es necesario modificar la currícula, de tal forma de profundizar los conocimientos de cada materia porque a veces, “nos dan un poco de cada cosa y eso fomenta la mediocridad”.

Dijeron asimismo, que “aunque la ley lo establezca no se cumple con la obligatoriedad escolar, porque hay mucha deserción y hay que atacar las causas que la provocan que muchas veces son económicas pero a veces también es por frustración por no poder alcanzar los objetivos educativos”.

“La educación es el pilar fundamental para el crecimiento de un pueblo, basado no sólo en el conocimiento sino también en valores, para que seamos personas de bien”, apuntaron.

Otro de los aspectos considerados por los alumnos, es el cupo de estudiantes por aula. Al respecto, estimaron que sería conveniente “crear nuevas escuelas para disminuir la población por curso”.

En lo que hace al sistema de evaluación, subrayaron su disconformidad a que “el trimestral sea la mitad de la nota de una materia. Tendría que ponerse más atención al proceso educativo”. De igual forma criticaron el sistema de globales, por considerarlo un examen “injusto, para quienes estudian durante todo el año”.

Las escuelas privadas, particularmente, resaltaron que “no por el hecho de ser privado significa que todos los alumnos tienen recursos económicos. Hay escuelas que tienen alumnos que reciben la asignación universal por hijo, planes sociales, o están becados”.

Aseguraron que el subsidio que reciben gran parte de estos colegios está destinado al pago de sueldo de los docentes, pero que no se asigna dinero para “equipamiento o gabinetes psicopedagógicos. El gobierno provincial no tiene en cuenta estos matices”, indicaron.

En ese marco, representantes de todas las escuelas presentes pidieron “que todas las escuelas tengan bibliotecas, laboratorios, porque todos somos iguales” y resaltaron la necesidad de “poner el enfoque en las escuelas rurales, para que sus alumnos tengan  las mismas oportunidades que los que vivimos en la ciudad”.

La titular de la comisión Bicameral, la diputada justicialista Norma Moreno, destacó que se trató de “una jornada productiva porque nosotros creemos en los jóvenes”, a la vez que destacó a todos aquellos que “están preocupados y ocupados por la educación”.

También la vicepresidenta de la comisión, la senadora demócrata Nelly Gray de Cerdán, puntualizó que “el desafío es crear una ley que nos permita adaptar la legislación a la ley nacional, donde nosotros seamos protagonistas y que sirva para los próximos 30 o 40 años”.

Participaron además de la jornada, las diputadas de ConFe Florinda Seoane y Teresa Maza, el diputado demócrata Antonio Spezia y su par radical, José Barrigón.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here