Expertos médicos dicen que algunas personas que toman aspirina regularmente para prevenir ataques al corazón deberían pensar en dejar de hacerlo.

Un reporte del diario The Wall Street Journal sobre el tema indice que durante años, muchas personas de mediana edad han tomado aspirinas con la esperanza de reducir el riesgo de sufrir ataques cardíacos o derrame cerebrales. Los estadounidenses compraron más de 44 millones de paquetes de aspirinas en el año finalizado en septiembre 2009.

Esa cifra representa un alza de alrededor del 12% frente a 2005, según la firma de investigación IMS Health, comenta el Journal. Ahora los médicos están limitando su recomendación de tomar las aspirinas en un grupo más concreto de pacientes como aquellos con tendencia a sufrir un infarto o derrame.

El temor es que los efectos secundarios de la aspirina, que pueden incluir úlceras sangrantes, podrían superar los posibles beneficios cuando la toman muchas personas sanas o de edad avanzada, concluye la nota del Journal

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here