Cristina refuerza la alianza con Lula y llama a «plantarse ante el mundo» para mostrar «cuál es el modelo»

cristinalula470bisLa Presidenta destacó hoy la importancia que le dio la dirigencia brasileña a la industrialización y afirmó que «no se puede seguir fondeando bancos. Tenemos que proponer en el G20 fondos destinados a proyectos de infraestructura». Además, en cuanto a las diferencias en la relación bilateral, aseguró que «discusiones cuando hay intereses de los socios siempre pasan». Fue al cerrar un seminario junto al presidente Lula, con quien se reunió en su visita oficial a Brasil.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner destacó hoy la decisión de Brasil de priorizar la industria, en especial la de la defensa, y dijo que en Argentina ese sector fue «desmantelado» por intereses que estaban fuera de Argentina.

Fernández de Kirchner dijo que el desmantelamiento de esa industria que fue «pionera en la región» no fue un fracaso de los argentinos sino que se trató de «una estrategia de sectores que estaban fuera de la Argentina y de argentinos que no entendieron que de su grandeza también depende de la grandeza de un país».

Al hablar en el Seminario de Oportunidades de Negocios entre la Argentina y Brasil», la presidenta afirmó que la industria de la defensa debe ser «una de las claves de la región». Ponderó que en Brasil, a diferencia de la Argentina, «nunca sus sectores económicos disociaron la importancia que para ellos tiene la industria en la grandeza del país».

La presidenta destacó hoy la importancia estratégica de la integración con Brasil y remarcó que ésta «debe ser ventajosa para ambas partes».

En esa línea, sostuvo que «quiero comprometerme en la necesidad de articular estrategias y posiciones comunes junto con el presidente Lula y otros mandatarios en el G-20, para que los países desarrollados asuman su cuota de responsabilidad» en la crisis económica internacional.

En ese sentido, la Presidenta sostuvo que Brasil y Argentina están «ante una gran oportunidad de poder profundizar y examinar actividades, no para pelearnos, porque las diferencias siempre pasan».

«La inteligencia de argentinos y brasileños es saber en qué cosa somos cada uno de nosotros más competitivos para potenciar una asociación de carácter estratégico, por nuestra capacidad en materia energética y agroalimentaria».

La Presidenta habló hoy en San Pablo, tras un encuentro bilateral con su par de Brasil, Luis Inacio Lula Da Silva en la Federación de Industrias del Estado de San Pablo que la distinguió con la condecoración al mérito industrial.

«Esta es una distinción conceptual, porque creer en la industria como gran motor generador de riqueza y desarrollo social, es concepto y modelo de país, sociedad y organización social», dijo la Presidenta.

«Industria no es sólo producir fierros, sino apostar al valor agregado, a tener más trabajadores, más calificados y mejor pagos que impulsan el consumo interno y construyen el círculo virtuoso del verdadero capitalismo», agregó.

Tras resaltar la baja de la desocupación, la pobreza y la indigencia en la Argentina como producto de un proceso de reindustrialización y el crecimiento más importante de los últimos 200 años.

Más adelante, la Presidenta dijo que a la luz de la crisis internacional para arribar a un capitalismo serio los financiero «se debe entrelazar con la producción de bienes y servicios. El sector financiero tiene que estar al servicio de la producción y el trabajo».

Destacó que la dirigencia brasileña «siempre concibió la necesidad de desarrollar la industria. Los argentinos no tuvimos esa suerte, por eso necesitamos de la comprensión e inteligencia de ustedes, hombres y mujeres de negocios de Brasil».

«Estoy convencida que podemos plantarnos ante el mundo en el G-20 y plantear cuál es el modelo que debe desarrollarse», dijo.

«No se puede seguir fondeando bancos. Tenemos que proponer en el G-20 fondos destinados para desarrollar proyectos de infraestructura en nuestras economías regionales», sostuvo.

Agregó que «es cierto que la principal preocupación es restablecer el crédito, pero creo que la otra medida es volver a articular la demanda global. No sea cosa que fondeamos bancos pero no haya empresarios dispuestos a tomar céditos porque no hay consumidores».

«Sin consumo, no hay capitalismo», afirmó la Presidenta.

Una muestra en San Pablo

Cristina inauguró esta tarde en San Pablo, Brasil, una muestra sobre informalismo y nueva figuración, organizada por el Museo Nacional de Bellas Aires, en el marco de la visita oficial que realiza a ese país.

Cristina realizó una recorrida por la exposición acompañada por el canciller Jorge Taiana y los curadores de la muestra, que se expone en el primer piso de la sede de la Federación de Industrias del Estado de San Pablo (FIESP).

Se trata de 53 obras, entre pinturas y esculturas, fotografías y objetos, pertenecientes a Clorindo Testa, Josefina Robirosa, Antonio Berni, Rogelio Polesello, Marta Minujin, Jorge de la Vega, León Ferrari, Federico Peralta Ramos, entre otros.

La exposición es organizada por el Museo Nacional de Bellas Artes con el apoyo de la Pinacoteca do Estado de Brasil, en el marco de la visita oficial de la presidenta a este país.

La muestra pone de relieve «un trabajo conjunto regional que señala el fortalecimiento de la integración cultural, sostenido en el conocimiento mutuos de nuestras artes e ideas», señaló el director del Museo Nacional de Bellas Artes, Guillermo Alonso.

En el marco de su visita oficial a Brasil, Cristina se reunió hoy con su par carioca, Inacio Lula Da Silva, con quien clausuró un seminario de negocios y compartió un almuerzo.

(Telam)