Una marcha del sindicato de la carne terminó con disparos y golpes

El secretario general de la Federación del Personal de la Industria de la Carne, José Fantini, atribuyó los hechos a «un minúsculo grupo de manifestantes piqueteros». Los enfrentamientos tuvieron como escenario el frente de la organización gremial.

El secretario general de la Federación del Personal de la Industria de la Carne y sus Derivados, José Fantini, denunció este martes que «un grupo de manifestantes agredió con palos, piedras y armas de fuego» la sede central de la organización sindical en el marco de una marcha.

El secretario general de la CGT, el camionero Hugo Moyano, se comunicó telefónicamente de forma inmediata con Fantini -también titular de la seccional Rosario de la Federación- solicitando información sobre los hechos y expresando su «plena solidaridad».

Fantini explicó a Télam que «un minúsculo grupo de manifestantes piqueteros, de la Corriente Clasista y Combativa (CCC), de la Federación de Tierra y Vivienda (FV), de autoconvocados del campo y del gremio de la carne bonaerense y de la Zona Sur -todos disidentes y opositores al gobierno nacional- se desprendieron de esa columna y, sorpresivamente, iniciaron la insólita agresión».

Esa manifestación provenía de la sede del Ministerio de Trabajo de la avenida Leandro N. Alem al 600 y tomó Hipólito Yrigoyen hasta el 700, donde se encuentra la Federación gremial.

«Una vez frente a la Federación, comenzaron los insultos, por lo que salí a hablar con ellos, especialmente con el titular del gremio de la carne del Gran Buenos Aires y Zona Sur, Silvio Etcheún, quien vive denunciando miles de despidos que no existen y que jamás cumplió tareas en un frigorífico», explicó Fantini.

Los secretarios generales de todos los gremios del país decidieron unánimemente en diciembre último «la intervención» de la organización de Etcheún y designaron al rosarino Miguel Otero.

Los manifestantes arrojaron palos y piedras e hicieron varios disparos, que impactaron en las paredes y la puerta del garage.

«Me arrojaron gas pimienta en el rostro y comenzaron a disparar. En la puerta había varios periodistas, mi hijo, el abogado del gremio y empresarios de la actividad», dijo Fantini a esta agencia.

El dirigente gremial sostuvo que no hubo detenidos y que un empleado de la entidad fue herido en el rostro con un palazo.

«Se trató de una acción de amedrentamiento, por lo que el gremio y los trabajadores repudian cualquier intento de politización de una situación ficticia y provocada», añadió.

En los hechos tomó intervención personal policial de la comisaría segunda, que realizó pericias balísticas.

«Desde el gremio de Etcheún -ahora intervenido- se procura desestabilizar la gestión de la Federación y del gobierno nacional denunciando miles de despidos que no existen. Los manifestantes insultaban a Moyano. Es claro, Etcheún es el secretario de Acción Social de la CGT Azul y Blanca de Luis Barrionuevo», puntualizó.

Fantini también sostuvo que Etcheún debe estar «nervioso» porque al intervenirle el gremio «se le quitó la caja», y precisó que «no creo que un hombre inteligente como Barrionuevo esté detrás de este accionar desesperado».

(Telam)