Respuestas para todos los gustos

Manu Ginóbili habló de todo a su regreso a Buenos Aires desde San Antonio: de su lesión, de la selección, del presente de los Spurs y de las Finales de la NBA
BUENOS AIRES — El escolta argentino de los San Antonio Spurs Manu Ginóbili opinó el lunes a su llegada a esta capital que Kobe Bryant, de Los Angeles Lakers, es al presente mejor jugador que LeBron James, el reinante Jugador Más Valioso de la NBA.

Ginóbili fue más allá, catalogando al escolta de los Lakers como el mejor jugador del mundo. «Kobe es el mejor técnicamente, mentalmente. Cualquier tiro que él hace es bueno, esté donde esté. LeBron (James) es un enorme jugador, muy fuerte. Pero Kobe es más determinante en el cierre de los partidos, es el número uno sin duda», afirmó el argentino. Las declaraciones de Ginóbili se suman al debate surgido durante los playoffs de la NBA ,cuando se visualizaba una final de ensueño entre Lakers y Cavaliers, intención que fue interrumpida con la victoria del Orlando Magic, co-protagonista de la Final y que está en desventaja de 2-0 ante Los Angeles. «Sí, he visto algunas cosas de las Finales. No me siento a ver del minuto 1 al 48, pero le doy seguimiento en los cuartos decisivos, ahí me engancho seguro. La eliminación de los Cavaliers me resultó muy sorpresiva, pero hay que decir que el Magic es un equipazo. En defensa, con Howard en la pintura. El tema es que los Lakers son un equipo superior y Kobe Bryant es hoy por hoy el mejor jugador del mundo», dijo Manu.

Respecto a la crisis global que afecta a la NBA, Ginóbili dijo que «golpeó en grande a la Liga, en Estados Unidos se siente mucho. De todos modos, creo que puede influir más en la temporada que viene, cuando se venzan los contratos de sponsoreo. Se está estudiando mucho para que no tenga demasiado impacto directo».

«CAUTELOSO CON MI CUERPO»
«De mi lesión estoy bien, estoy sano. Me examinaron antes de venir acá, me hicieron una resonancia y una tomografía, y me dijeron que está todo bien, lo que me deja más tranquilo. El hueso calcificó como esperábamos todos y eso es una gran noticia», señaló Gonóbili. Con esta declaración acerca de su fractura de peroné que lo mantuvo alejado de los playoffs con los Spurs, el jugador argentino abrió la conferencia de prensa que se realizó en el Hotel Panamericano de Buenos Aires, en su regreso al país procedente de San Antonio. «La verdad es que estoy más cauteloso con mi cuerpo. Fue una temporada horrible con mis lesiones. Siempre estuve haciendo rehabilitación, y eso te desgasta desde lo físico pero también desde lo mental. Batallar contra algo en todo momento es muy complicado. Tengo una herida más, y de eso siempre se aprende. Pero claro, ver los playoffs desde afuera siempre es duro. Por fortuna, me aseguraron que la lesión no dejará secuelas de ningún tipo», agregó Manu. El escolta argentino hizo referencia al plan de trabajo que tiene de ahora en más con la franquicia texana: «Tengo un plan de pesas en una primera etapa. Luego, a medida que corra un poco de tiempo se deben ir sumando ejercicios de impacto. Se debe ir por partes, luego iré tirando un poco al aro y luego tendré que tener acción de partido. Pero muy de a poco, hoy en día estoy bastante fuera de ritmo». SOBRE SU FUTURO EN SAN ANTONIO
«Creo que la renovación de plantel es obligada, pero cuidado, no hay que cambiar todo. Fijate que este año, sin Tony fuera por varios partidos, con Tim Duncan entre algodones y conmigo mirando desde la tribuna, igual terminamos terceros en el Oeste. Me parece que seguimos siendo competitivos de todos modos, pero veo inevitable una renovación en el futuro cercano», dijo Manu cuando se le preguntó acerca del futuro de los Spurs de acá en adelante. «Respecto a mi futuro de manera individual, me queda un año de contrato. No trato de hacer ninguna estrategia en particular para negociar una renovación, pero fueron suspendidas antes de los Juegos Olímpicos de Beijing y después por la lesión que sufrí en ese torneo. «¿Si me puedo ir de San Antonio? Yo no quiero en absoluto, pero la verdad es que hoy por hoy no lo descarto. Antes las chances eran nulas, pero este año podría venir algún canje. La verdad es que lo tengo que contemplar. «Mi desafío para la próxima temporada es el de siempre: terminar el último partido de la temporada ganando, cosa que este año claramente no pasó. Entre los aspectos de mi juego a mejorar encuentro el tiro de media distancia. La idea es conseguir puntos de manera más fácil, cuando llegué a la NBA, era o penetrar o tirar de tres puntos. Lo hablamos con el cuerpo técnico y queríamos mejorarlo en esta temporada, pero no pudimos por todas las lesiones que llegaron. Para poder conseguirlo debo recuperar la explosión, estar sano».

«No creo que se haya roto nada de la química con la gente por mi lesión. En San Antonio entendieron mi necesidad de estar en Beijing, y la gente cada vez que salí a jugar me alentó como siempre. Sólo tengo palabras de agradecimiento», completó.

Respecto a los compañeros que necesita para ganar, Ginóbili hizo hincapié en la inteligencia: «¿Cómo los necesito? Buenos. Que sean buenos jugadores e inteligentes. Prefiero un equipo como San Antonio, con experiencia en Finales, en definiciones. Entre estos jugadores existe un coeficiente intelectual específico para el básquetbol».

OPTIMISTA CON LA SELECCIÓN
Respecto al Premundial de básquetbol, Manu dijo que «El recambio es inevitable, tiene que llegar. Me gustó mucho la lista que entregó Sergio Hernández (entrenador argentino), sobre todo porque había muchos jugadores jóvenes. Este es el momento para que me pueda sentar a verlos, es la oportunidad». «Este año va a ser muy parecido al Preolímpico de Las Vegas, en el que no me tocó estar. Pero hay un gran equipo y estoy seguro que nos clasificaremos al Mundial de Turquía 2010. El objetivo es accesible y tenemos mucho talento disponible», agregó. Cuando se le preguntó acerca de qué jugadores clave tendrá este equipo, no reparó en elogios para con Luis Scola: «Es uno de los mejores internos del básquetbol FIBA, sino es el mejor. Creo que Luis le da un plus muy importante a este equipo. Si no es el número uno entre los internos FIBA, está en el Top 3 seguro. Además, tener en el equipo a Pablo Prigioni también es una garantía. En Tau Cerámica, Prigioni y Scola conformaron una dupla letal». «Todavía es muy temprano para saber si estaré en el Mundial de Turquía 2010. Primero está la clasificación en Puerto Rico y después tengo que ver cómo estoy física y mentalmente para afrontar una competencia de esas características».

Finalmente, el escolta argentino dijo que «estará mucho tiempo en Argentina» y que planea hacer un evento solidario con su Fundación en la Ciudad de Bahía Blanca, al este del país, para el Día del niño. Se espera que Manu Ginóbili esté en su país natal hasta, al menos, principios de agosto.