Distintas instituciones, partidos políticos y dirigentes de la provincia de Tierra del Fuego, a cuya jurisdicción pertenecen las Islas Malvinas, se sumaron a los repudios que generó la profanación ocurrida en el Cementerio de Darwin, donde descansan los restos de los soldados argentinos muertos durante la guerra de 1982.

 

Las profanaciones en el Cementerio de Darwin, fueron denunciadas por familiares de soldados caídos.

 

El gobierno provincial, a cargo de la gobernadora Fabiana Ríos, emitió ayer una declaración oficial en la que manifiesta su “firme adhesión” al reclamo realizado por la Comisión de Familiares de Caídos en Malvinas.

Al igual que las familias de los ex combatientes, el Estado fueguino solicitó la apertura de una “investigación imparcial” para “identificar y castigar a los responsables de esta grave ofensa que vulnera la sacralidad del lugar histórico”.

En el mismo comunicado, las autoridades de la provincia austral se sumaron al “más enérgico repudio a la profanación del monumento y cenotafio que se encuentra en el cementerio de Darwin”.

Los funcionarios recordaron que el hecho sucedió en el predio malvinense donde descansan los restos de 238 soldados argentinos caídos en el conflicto bélico del Atlántico Sur, y consideraron que el “episodio vandálico” involucra al “más importante homenaje que el pueblo argentino les rindiera a los 649 soldados caídos en la guerra de Malvinas”.

A su vez, la gobernadora Ríos informó que “ante la gravedad de los hechos” puso en conocimiento de la situación al Observatorio Cuestión Malvinas, un organismo multisectorial que actúa en ámbito de la provincia austral y que redactará un documento sobre el tema en la sesión ordinaria a llevarse a cabo hoy.

Por su parte el presidente de la Unión Cívica Radical de Tierra del Fuego, Pablo Blanco, también adhirió al repudio e instó a las autoridades del Reino Unido, “a realizar todas las acciones necesarias a fin de esclarecer este hecho lamentable que golpea a todos los argentinos”.

“Coincidimos plenamente con la Comisión Nacional de ex Combatientes de Malvinas puesto que estamos ante un acto que va en contra del derecho humanitario y de respeto a la humanidad misma, ya que se trata de lugares donde se honra a la vida y la memoria”, aseveró el dirigente partidario.

Según Blanco, los responsables de la agresión “han cometido un acto de bajeza incalificable y nos preocupa que esta acción vuelva a repetirse en este espacio sagrado y tan caro a los sentimientos de un país que no olvida, que tiene memoria y que seguirá luchando por recuperar las Islas Malvinas, tal como lo viene haciendo, pero desde la vía diplomática y no a través de la violencia sistemática”.

“La cuestión Malvinas forma parte del ADN de los argentinos y de los pueblos de Latinoamérica que no aceptan estos actos de vandalismo, como tampoco las acciones unilaterales llevadas a cabo por la potencia colonial usurpadora”, afirmó el titular de la UCR fueguina.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here