Profesionales de un hospital infantil fueron registrados cuando acordaban cómo explicar la muerte de un chico de siete años, para evitar que «rueden cabezas». En el audio dan a entender que la víctima no fue bien asistida.

 

El caso tuvo lugar en el Hospital Materno Infantil de Salta.

 

El Hospital Público Materno Infantil (HPMI) de Salta podría convertirse en escenario de un verdadero escándalo si se confirma que un grupo de médicos intentó armar una coartada para ocultar que un niño llamado Luciano Martínez murió tras ser víctima de mala praxis.

La maniobra podría quedar en evidencia por un audio en el que se escucha cómo los galenos tratan de consensuar una estrategia de comunicación que los exima de responsabilidades.

El ministro de Salud de esa provincia, Enrique Heredia, contó al diario El Tribuno que recibió el material de manos de un concejal, a quien «se lo tiraron por debajo de la puerta».

Una lesión fatal

El chico que perdió la vida tenía siete años, era oriundo de la localidad de Isonza y llegó al HPMI por un fuerte golpe en la cabeza que sufrió cuando jugaba en la escuela.

Como el niño no paraba de vomitar y presentaba síntomas de pérdida de estabilidad, desde el hospital de Cachi decidieron enviarlo a un centro de mayor complejidad para que le realizaran estudios más avanzados.

Según relata El Tribuno, el chico llegó a la 1 de la madrugada al Hospital Público Materno Infantil, pero recién 12 horas después fue sometido a una tomografía que detectó la existencia de un traumatismo encefalocraneano que obligaba a intervenirlo quirúrgicamente. Sin embargo, 48 horas después de la operación, el chico murió.

La charla de los médicos

En las últimas horas la emisora FM Cadena Máxima difundió un audio que pondría en serios problemas a los médicos que atendieron a Luciano, porque allí se escucha que planifican cómo explicar el hecho y no sufrir consecuencias por la posible mala praxis que provocó el deceso del niño.

«Hay problema con este chico, el problema digamos… periodístico. Entonces tenemos que definir bien los tiempos, acordar bien los informes y todo eso, porque si no, se presta a confusión. Y los problemas, bueno, son para todos…», dice uno de los médicos que participan de la reunión.

Luego, la misma persona comienza a analizar lo que sucedió: «Desde el punto de vista médico hay una situación compleja, desde el aspecto de que este chico estuvo demasiado tiempo con un coágulo importante en la cabeza».

Hasta que los médicos llegaron a la conclusión de que estaban ante un cuadro quirúrgico (tras una demorada tomografía), el chico «sufrió un paro respiratorio y tras ser estabilizado pasó al quirófano».

«Esto creo que es definitorio, el chico evoluciona mal después de la cirugía: se pone muy inestable, con presiones intracraneales inmanejables, y se pidió una tomografía de control, donde presenta una lesión traumática secundaria de tipo vascular con infarto cerebral bilateral, no tiene que ver con el golpe en sí…», reconoce el mismo médico.

«El coágulo fue evacuado, el tema fue el tiempo que pasó para la evacuación. Esa es la realidad desde el punto de vista quirúrgico. Yo entiendo que hay otra realidad desde el punto de vista institucional…», apunta la misma persona.

Luego interviene otro hombre que indica: «Nos van a pedir explicaciones de esto. Nosotros tenemos que argumentar que el chico estaba en buenas condiciones cuando ingresa acá y no se le pide la tomografía porque el protocolo dice que no es necesario».

«Esto entre nosotros y a puertas cerradas: la tomografía se tendría que haber pedido al ingreso… A cualquiera de nosotros se nos va a preguntar. El argumento tiene que ser este, como defensa y protección médica, porque si no, acá alguna cabeza va a rodar. Si esto sigue… porque ya están pidiendo una reunión en Diputados…», apunta el segundo implicado en el audio.

Intervienen abogados

Ante esta situación, el secretario de Salud de Salta señaló: «Yo todavía estoy analizando la grabación, porque eso a mí me llegó anteanoche y estoy en La Rioja; pero ya mis abogados se han contactado y yo escribí una consulta oficiosa al Colegio de Médicos, que recomendaron a las autoridades del hospital que lo analicen (al audio) con su estamento legal y que hagan las denuncias que corresponden».

«Les pidieron que, si piensan que hay una maniobra en contra de la ética médica o el secreto profesional, se haga la presentación correspondiente y, si ven que hay una parte legal o de delito, también lo hagan», manifestó Heredia.

Finalmente el funcionario pidió precaución: «No se pueden plantear definiciones en este tema que es bastante complejo y difícil de probar». «Falta saber quién va a identificar (las voces de la grabación) y si esto si va a ser un medio de prueba para la Justicia o no. Cuando avancemos sobre todo esto, me voy a expedir», completó.

Infobae.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here